Printed From:

Reducción de la mortalidad

Mortalidad elevada de la fibrilación auricular

La mortalidad de los pacientes con fibrilación auricular se multiplica en unas 1,5 veces [IC del 95%, 1,2-1,8] en los varones y 1,9 veces [IC del 95%, 1,5-2,2] en las mujeres, según datos del estudio Framingham (2). El aumento del riesgo se ha ajustado respecto a cofactores tales como edad, hipertensión, tabaquismo, diabetes mellitus, hipertrofia ventricular izquierda, infarto de miocardio, insuficiencia cardíaca, afecciones congénitas, ictus y AIT (5).



Figura: Duplicación de la mortalidad en la fibrilación auricular (2).


  • Página 1/3
Evolución cronológica de la mortalidad en la fibrilación auricular

El riesgo de los pacientes es alto especialmente de forma inmediata tras el diagnóstico. En el estudio Framingham, la mortalidad de los varones con fibrilación auricular fue del 17,9% (5,9% en aquellos sin fibrilación auricular) y del 14,8% en las mujeres (5,1% en aquellas sin fibrilación auricular) (2).

En otro estudio se analizó la evolución cronológica de la mortalidad por fibrilación auricular a partir de una base de datos de más de 58 000 habitantes canadienses. La mortalidad durante los primeros seis meses en el grupo con fibrilación auricular resultó ser 7,8 veces superior con respecto al grupo control sin fibrilación auricular (15% frente al 2%; p < 0,0001). El riesgo disminuyó considerablemente hasta el final del período de observación de 7 años, aunque siguió siendo superior en 2,5 veces (45% frente al 22%; p < 0,0001) (17).


Figura: mortalidad elevada de la fibrilación auricular en comparación con el grupo de control. (17).

  • Página 2/3
Importante potencial de optimización

Los datos del estudio ADVANCE publicados en 2009 también revelan un aumento importante del riesgo de morbimortalidad cardiovascular en los pacientes con fibrilación auricular (5). El riesgo de mortalidad en los pacientes con fibrilación auricular y diabetes tipo 2 es un 61% superior. Los resultados son desalentadores, más aún si se tiene en cuenta que se dispone de medicamentos para controlar el ritmo y la frecuencia y que la anticoagulación oral se ha establecido como un tratamiento indispensable en la fibrilación auricular.



Figura: mortalidad de los pacientes diabéticos con fibrilación auricular según el estudio ADVANCE (5)
Por consiguiente, todavía existe un importante potencial para optimizar el tratamiento de los pacientes con fibrilación auricular. Los nuevos anticoagulantes, la mejora de los procedimientos de ablación y unos medicamentos más eficaces en cuanto a morbimortalidad son una exigencia médico-científica de primera línea.



 
  • Página 3/3

Área para Profesionales

Perfil